La ciudad de Hamburgo

Hamburgo es la segunda ciudad más poblada en Alemania, después de Berlín, la tercera de Europa Central y la séptima de la Unión Europea. El puerto de Hamburgo es el segundo más grande de Europa, solo tras el puerto de Róterdam y el noveno del mundo. Se encuentra a 290 kilómetros de Berlín. El nombre completo de Hamburgo es «Ciudad libre y hanseática de Hamburgo» (Freie und Hansestadt Hamburg en alemán). Esto se debe a su historia como miembro de la liga medieval hanseática y como Ciudad Imperial Libre del Sacro Imperio Romano Germánico, y también por el hecho de que es una ciudad-estado y uno de los dieciséis estados federados de Alemania. Hamburgo es una de las ciudades más urbanizadas de Europa. Enriquecida debido a las rutas comerciales de la Liga Hanseática, gozaba de ciertos privilegios comerciales que aún hoy conserva. Al igual que muchas otras ciudades alemanas, Hamburgo sufrió los embates de la guerra lo que provocó su adaptación y evolución y aunque la mayoría de sus famosos astilleros han desaparecido, su mayor atractivo -el puerto- permanece intacto.

Constituye un centro mediático muy relevante dentro del país y varias son las editoriales tanto alemanas como internacionales que se han asentado en el lugar. Con una cultura bastante similar a la de los Países Bajos, Dinamarca e Inglaterra, sus habitantes son muy amables y modestos. Hamburgo es conocida internacionalmente por sus festivales y eventos importantes que tienen lugar a lo largo de todo el año. A los españoles que viven allí les suele gustar mucho este dinamismo cultural.

Hamburgo está llena de vida. Hay tanto que ver en Hamburgo que siempre habrá cosas nuevas por descubrir en la ciudad. Cuando te familiarices con la lengua y la cultura de Alemania, podrás comunicarte con los residentes de allí para preguntar e investigar cosas nuevas. Podrás irte de excursión, ir de compras o pasar un día haciendo deporte dependiendo de tus gustos. Aquí dispones de una amplia oferta de restaurantes, bares y discotecas. Hamburgo ofrece numerosos atractivos para el visitante.

El ya citado lago en el centro de la ciudad es único en su género. Está rodeado por tres avenidas, con edificios elegantes, entre ellos dos de los hoteles con mayor tradición. Desde este lugar se divisan varias torres de las iglesias de Hamburgo, cuya parte superior está cubierta de láminas de cobre que han ido adquiriendo un color verde. A corta distancia se encuentra el Ayuntamiento, que es un edificio construido en el estilo nórdico, también con tejado de cobre.

El lago exterior, más grande de tamaño, está rodeado por casas con jardines. Otro atractivo turístico es el puerto, que se puede recorrer en embarcaciones de diversos tamaños, con duraciones más o menos prolongadas. En la zona portuaria existen numerosos canales, en cuyos lados se hallan los viejos almacenes. Estos edificios, que han dejado de usarse desde que aparecieron los contenedores, están siendo rehabilitados y acondicionados para viviendas y otros usos. Cerca del puerto se encuentra el barrio marinero de Hamburgo, donde están los club y bares nocturnos. Este barrio fue durante mucho tiempo la zona roja de Hamburgo, donde los marineros compraban víveres y acudían a los numerosos burdeles. Sin embargo, en las últimas décadas se han mudado a este barrio estudiantes, trabajadores y empresarios. Hamburgo cuenta también con un jardín botánico diseñado como parque, en el que se pueden pasar varias horas admirando la vegetación.

 

hamburgo